¿Tienes alguna duda sobre tu hijo/a? sobre su crecimiento, educación, psicología, trastornos…este espacio es para ti.

Este mes Mari Carmen nos envió una pregunta relacionada con la educación escolar de su hijo de 12 años.

P: Hola, envío la pregunta porque estoy preocupada por el futuro escolar de mi hijo. Ya estamos en el tercer trimestre y mi hijo irá dentro de poco al instituto. Ya ha mostrado dificultades para aprobar todas las asignaturas en el colegio. Estoy preocupada por si no puede seguir el ritmo del instituto, ya nos han avisado de que el nivel sube bastante. ¿Cómo puedo ayudarlo?

R: Bienvenida Mari Carmen, tu duda es muy normal. El nivel sube progresivamente en todos los cursos y es cierto que el cambio al instituto es un paso importante. No solo a nivel de estudio, sino de entorno. Conocerá gente nueva, amigos nuevos, se rodeará de profesores nuevos. Es una nueva situación a la que tienen que acostumbrarse poco a poco. En cuanto al nivel académico si ya muestra algún tipo de dificultad, no esperéis a que el curso avance. Es posible que una ayuda en forma de repaso le vaya bien. El repaso es muy positivo si él quiere mejorar. Eso sí, no esperéis a último momento porque el repaso no hace milagros de la noche a la mañana.

También aprovechamos para contestar la duda de Laura, ya que creemos que puede ayudaros a muchos de vosotros.

P: Hola, os escribo para pedirte consejo. Me ha llegado una nota de la escuela comentando que mi hija de 7 años ha montado un escándalo de gritos, insultos en clase cuando la han cambiado de silla en clase (cada trimestre cambian de sitio). En casa también está muy irascible. Cada vez nos habla peor a su padre y a mí y solo está tranquila cuando consigue hacer lo que quiere. Ya no sé qué hacer para que no monte rabietas por todo. He intentado hablar con ella y explicarle que no puede comportarse así pero no sirve de nada. ¿Qué puedo hacer?

R: El problema que comentas se está dando en muchos niños actualmente. El motivo es claro. Hay una gran falta de límites. Sé que la palabra límites puede parecer severa o estricta y que no queremos que nuestros hijos tengan que educarse como se hacía antaño, pero los límites son positivos. Hacen que los niños sepan lo que pueden y lo que no pueden hacer. Los niños necesitan entender que hay cosas que no se pueden hacer, que hay que hablar con educación y que no se lo merecen todo. Deben aprender que las cosas se consiguen con esfuerzo. Muchas veces lo que necesitan es que les digamos que NO. Tenerlo todo no es algo positivo. Te animo a que encuentres los límites y le expliques a tu hija que este tipo de comportamientos no se pueden consentir, ni en casa, ni en el colegio. Y que tener esta actitud traerá consecuencias negativas, debes decidir cuáles serán estas consecuencias (p ej. un día sin ir al parque, si a ella le encanta ir al parque). Sé que como madre lo más difícil es mantener tu palabra, pero ser consecuente es la mejor forma de educarla.